Infor analizó oportunidades y desafíos de la industria del pellet

El Instituto Forestal llevó a cabo un seminario en el que se abordaron experiencias en torno a la valoración y uso de biomasa forestal, en este caso las oportunidades y desafíos del mercado del pellet, para generación de energía en el Biobío y el país.

Lunes, 27 de agosto 2018

(Diario El Sur) El Instituto Forestal encabezó en la Región del Biobío un seminario donde se abordaron las problemáticas y oportunidades que tiene la biomasa forestal y el pellet como fuente energética.

 

La instancia reunió a diversos actores nacionales e internacionales, tanto representantes de empresas e instituciones que trabajan en el área, quienes dieron a conocer sus experiencias en torno a la valorización y el uso de biomasa forestal para la generación de energía, enfocado en este el caso en el pellet, sus beneficios y aportes a procesos de desarrollo económico, como también, a los procesos de descontaminación o su mitigación actualmente en desarrollo, y de sus problemáticas actuales y desafíos.

 

Alternativa sustentable

La actividad se gestó en el marco del Programa “Fortalecimiento de la competitividad del sector de las energías renovables y de la Pyme forestal” del Fondo para la Innovación de la Competitividad Región del Biobío, y el Programa Minagri-Infor “Fortalecimiento y desarrollo de opciones forestales para  el uso de la biomasa de bosques en la generación de energía a nivel país” que ejecuta la entidad, y tuvo por objetivo central, dar continuidad al trabajo de difusión y transferencia desarrollado por la entidad en torno a la utilización de la biomasa forestal en la generación de energía en sus diversos productos y formas en la Región del Biobío.

 

En ese sentido, el director ejecutivo de la institución, Fernando Raga, precisó que el uso del pellet se configura como una alternativa sustentable. “Reconocemos que, obviamente, el pellet por sí solo no es la solución y que además, no resuelve por si sólo el problema de contaminación. Por ello, estamos trabajando en otras líneas como por ejemplo la aislación térmica, que nos puede reducir en un gran porcentaje  las necesidades de para calefaccionar los hogares. Junto con ello, la institución está trabajando en determinar las especies forestales que pueden participar de la producción de pellet, lo que permitiría diversificar las fuentes de abastecimiento, uno de las problemáticas del sector.

 

Por su parte, Roberto de Antonio García, experto español en bioenergía y quien fue parte del seminario, explicó que nuestro país tiene proyecciones importantes en esta área. “Chile tiene todo el potencial del mundo para desarrollar un gran sector energético, tiene necesidades de energía y de problemas importantes de contaminación, pero precisamente en esos problemas están las oportunidades de desarrollar un sector nuevo, un sector que aporta mucho a la sociedad, que pueda aportar a la gestión forestal, prevención de incendios y en definitiva, aprovechar los recursos forestales de los cuales Chile cuenta con un importante vocación y pueda ayudar mucho si es capaz de transformar esa matriz energética a combustibles eficientes como el pellet y reducir, con ello, la contaminación”.

 

El gerente de la Sede Biobío de Infor, Álvaro Sotomayor, se refirió a la importancia de este tipo de instancias. “Es relevante que los distintos actores se reúnan para consensuar acciones y conocer de las diferentes demandas o requerimientos en cuanto a características y calidades del pellet. La producción actual se debe adecuar a los requerimientos de estufas y calderas de nueva generación, además hay otros factores relevantes como el origen y tipo de biomasa forestal utilizado en la producción, seguridad en el abastecimiento de biomasa y disponibilidad, entre otros”, dijo Sotomayor.

 

Potencial regional

Desde esa perspectiva, el investigador de Infor sede Biobío y gestor del seminario, Juan Carlos Pinilla, señaló: “El Instituto Forestal ha visualizado el potencial que existe en la Región del Biobío, evidentemente por su carácter forestal, por la capacidad de sus suelos forestales, por el tipo de estructura de los bosques que hay en ella donde existe la mayor cantidad de superficie de plantaciones del país. Nuestra entidad ha visto la opción del uso de biomasa como energía y como una alternativa interesante para cierto nicho del sector, especialmente para pequeños y medianos propietarios o para inversionistas, en un escenario, que tiene como ventaja que este tipo de biomasa se puede generar, manejar y planificar según sean los requerimientos o necesidades”. Junto con ello, agregan los investigadores de INFOR, se requiere también del trabajo con junto con el Ministerio de Energía para avanzar en el desarrollo y utilización de las energías renovables no convencionales, ERNC, en este caso, enfocado en la biomasa forestal para energía.

 

Pinilla agregó que existen muchos emprendedores que visualizan el uso de biomasa forestal como un negocio asociado a la generación de energía, que requieren de información, opciones tecnológicas y apoyo en la solución de sus problemáticas, las que se incrementan a medida que aumenta la demanda por este tipo de producto para energía, la que se estoma seguirá en una tendencia alcista, por lo tanto , con ello se puede apoyar los procesos de diversificación de nuestra matriz energética, apoyar los procesos de descontaminación y también generar ingresos de un recurso que incluso podría no estar siendo utilizado en estos momentos.

 

Política energética

La Política Energética 2050, definida por el Ministerio de Energía señala que la utilización de ERNC presenta desafíos económicos y técnicos que deben ser abordados, en el corto plazo, para permitir una transición exitosa de la matriz hacia el uso más intensivo de estas energías, en donde se destaca acelerar su incorporación la matriz de manera que éstas puedan alcanzar un mayor porcentaje de representación en la misma. Por otra parte, el Ministerio de Agricultura en su Consejo de Política Forestal ha definido un objetivo de impacto en este tema, señalando que se debe consolidar la contribución del sector forestal a la seguridad e independencia energética y descarbonización de la matriz de energía primaria, incrementando la producción y utilización de biomasa, desafío que Infor ha asumido en sus actividades de investigación en su Línea de trabajo de Biomasa Forestal para Energía.