Energía Magallanes da a conocer plataforma para gestión de riesgos en sector energético

La cartera de Energía desarrolló el Sistema de Información Geográfica para la Gestión de Riesgos en Energía (SIGGRE); una plataforma de monitoreo permanente (24/7) de incendios forestales, que detecta amenazas a la infraestructura eléctrica de nuestro país.

El sistema ya ha mostrado su utilidad. Hasta ahora, esta temporada tiene 40% menos de superficies incendiadas en relación al año pasado, no obstante, la autoridad nacional de Energía llamó a “no confiarnos, manteniéndonos alertas y proactivos”.

Viernes, 28 de diciembre 2018

Más fácilmente conocido como “Energía Alerta”, es la nueva plataforma para la gestión de riesgos en el sector energético, lanzada esta semana por la Ministra del ramo, Susana Jiménez Schuster.


El Sistema de Información Geográfica para la Gestión de Riesgos en Energía (SIGGRE), tiene como objetivo principal el monitoreo permanente de incendios forestales, para detectar amenazas a la infraestructura eléctrica de nuestro país.


En la presentación, ministra Jiménez explicó que SIGGRE, frente a estos escenarios, busca “dar una respuesta rápida, oportuna y coordinada con las demás instituciones públicas y privadas relacionadas con el sector energético”.


La titular de Energía dijo que en resumen, Energía Alerta “nos ayuda a entregar un mejor servicio del suministro eléctrico a las personas, porque monitorea en forma continua la transmisión y distribución de electricidad, detectando en el momento, cualquier riesgo de incendio forestal en las cercanías de instalaciones de suministro eléctrico”, puntualizó la ministra Jiménez.


ANTECEDENTES

Respecto a la ocurrencia de incendios, a la fecha se contabilizan 942 incendios de acuerdo a lo informado por CONAF en el SIDCO, un 17% más que la temporada anterior a la misma fecha, 13% menor a la temporada 2016-2017.


De esos 942 incendios forestales, y a través de nuestra plataforma SIGGRE y el procedimiento de alarma interna, se ha alertado de 62 incendios que se encuentran cercanos a infraestructura eléctrica. De ellos, poco más de la mitad de los incendios han amenazado infraestructura denominado crítica. Es decir, se evitó que se afectara a gran cantidad de personas.


La recurrencia de las alertas irá aumentando en la medida de acercarse los meses de enero y febrero, correspondientes a los de mayor riesgo de incendios forestales dadas las altas temperaturas que lo caracterizan.


INCENDIOS VERANO 2017

Durante el año pasado los incendios se concentraron principalmente en las regiones de Coquimbo, Valparaíso, Metropolitana, O'Higgins, Maule, Biobío, La Araucanía, Los Ríos, Los Lagos y Magallanes; con un área quemada de 587.000 hectáreas, cuya fuente de ignición fue antrópica (siguiendo la tendencia histórica); lo que dejó 10 fallecidos y 30 mil damnificados. Sin embargo, entre otras causas que han provocado siniestros, se encuentran las posibles negligencias de parte de empresas eléctricas.


En este sentido, desde la Secretaría Regional de Energía de Magallanes, aplaudieron la medida, destacando la relevancia y pertinencia del sistema de monitoreo, en especial para regiones con condiciones meteorológicas, geográficas y turísticas (cantidad de visitantes en período estival) como las que poseen las regiones de la Patagonia chilena. De hecho, cabe recordar que en diciembre de 2011 e inicio del 2012, en el Parque Nacional Torres del Paine se declaró uno de los incendios forestales más extensos registrados en el país, donde se consumieron más de 17 mil 600 hectáreas.


CÓMO FUNCIONA SIGGRE

SIGGRE contiene información georreferenciada de las instalaciones energéticas, sus niveles de criticidad y la exposición a distintas amenazas.


La información se entrega en el mapa de manera de poder analizar el grado de exposición, su vulnerabilidad, y por ende el riesgo, que pudiese tener infraestructura energética, y se presenta como una potente herramienta que cumple el rol de sistematizar y disponibilizar información de interés para la toma de decisiones principalmente en las etapas de prevención, preparación y alertamiento, en el contexto del ciclo del riesgo.


La nueva versión del sistema se presenta a modo de visualizador de monitoreo permanente, donde se han identificado como amenazas más relevantes, para efectos del sector energético las hidrometeorológicas, incendios forestales, alertas volcánicas y avisos de marejadas.


Para cumplir con lo anterior, el sistema se alimenta de los reportes de análisis técnicos de riesgos que emite diariamente la ONEMI. Con ello, es posible visualizar gráficamente y en mapa, las distintas alertas verdes, amarillas o rojas que ONEMI activa por las amenazas indicadas, permitiendo hacer un análisis respecto a cómo el Sistema Nacional de Protección Civil se hace cargo de responder a la amenaza que se presenta.


Por otro lado, y a partir de un trabajo de interoperabilidad entre las plataformas tecnológicas de CONAF y el Ministerio de Energía, se ha logrado una conexión al servidor del Sistema de Información Digital para Control de Operaciones (SIDCO) que posee CONAF, permitiendo tener en tiempo real la ubicación y estado de los incendios forestales que afectan al país.


A partir de esta información es posible analizar de forma ágil tanto la exposición a amenazas que enfrenta la infraestructura energética, el nivel de criticidad sistémica que presenta el componente amenazado para el sistema, mientras que desde CONAF es posible identificar al propietario de las instalaciones que se ubican en zonas de combate de incendio, buscando facilidades para el ataque de los mismos minimizando los riesgos de descargas eléctricas para sus cuadrillas.


El SIGGRE cuenta igualmente con información de base referida a mapas de tsunami, ubicación de volcanes, zonas de peligros volcánicas, recurrencia y peligrosidad de incendios forestales, cotas de altura para efectos de consideración de isotermas, instalaciones prioritarias como comisarías, agua potable rural, hospitales, entre otra información que se dispone a los usuarios.

Dada la relevancia de la información tras el SIGGRE, es que el acceso a esta plataforma es restringido, entregándose claves y contraseñas para su correcto uso.


Al día de hoy, cuentan con contraseñas las siguientes instituciones: Ministerio de Energía, SEC, ONEMI, Subsecretaría del Interior, CONAF, empresas de distribución, transmisión y cooperativas eléctricas, Coordinador Eléctrico Nacional.


Adicional al sistema, la Unidad de Gestión de Riesgos y Emergencias Energéticas del Ministerio de Energía, ha definido un procedimiento de alertamiento en función a la alerta que defina CONAF para el incendio, la criticidad que se haya definido para la infraestructura expuesta, y el análisis de riesgo que haga la unidad en función a lo anterior.


Al 13 de diciembre de 2018, considerando que la temporada de incendios va desde el 1 de julio de un año al 30 de junio del siguiente, la ONEMI ha activado 53 alertas producto de amenazas por incendios forestales: 21 han sido alertas rojas, 13 amarillas y 18 alertas tempranas preventivas. Tal condición da cuenta de cómo maneja las emergencias el sistema nacional de protección civil en base al uso de sus recursos propios.